+80 Versículos de Paz. Citas bíblicas de paz y armonía con Dios.

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Pinterest Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp

Te mostramos la lista con versículos de Paz. En los momentos de dificultad y desesperanza, debemos buscar la palabra de Dios, la respuesta a todo se encuentra en la biblia, y gracias a sus palabra, podemos encontrar la paz que necesita nuestra alma y corazón. Inspírate con estos mensajes de paz de Dios.

La biblia es el libro sagrado que Dios nos ha dejado para encontrar la respuesta a todas las preocupaciones. Cuando sentimos que las dificultades de la vida nos invaden, Dios nos da su brazo acogedor, nos promete paz y tranquilidad; si confiamos en su nombre eso tendremos.

Versículos de Paz

Versículos de Paz. Edición de Versiculos.net. Original por @porstocker a través de Twenty20.

Ya sea por problemas familiares, de salud, en el trabajo o los problemas que vivimos en el mundo actual como la pandemia del COVID-19, es comprensible que muchas personas se sientan fuera de sí y busquen ayuda espiritual. Con estos problemas, además de las tareas cotidianas, es natural anhelar una sensación de orden y paz.

Te mostramos versículos bíblicos que te demostrarán que el amor de Dios no tiene límites y que su bondad llenará de paz y armonía tu corazón. Recuerda nunca dejar de luchar y de orar.

Versículos de Paz

Isaías 54:10

Aunque se aparten las montañas y vacilen las colinas, mi amor no se apartará de ti, mi alianza de paz no vacilará, dice el Señor, que se compadeció de ti.

Proverbios 12:20

Hay engaño en el corazón de los que traman el mal, y alegría para los que dan consejos saludables.

Salmo 37:7

Descansa en el Señor y espera en él; no te exasperes por el hombre que triunfa, ni por el que se vale de la astucia.

Colosenses 3:13

Sopórtense los unos a los otros, y perdónense mutuamente siempre que alguien tenga motivo de queja contra otro. El Señor los ha perdonado: hagan ustedes lo mismo.

Salmo 29:11

El Señor fortalece a su pueblo, el Señor bendice a su pueblo con la paz.

2 Tesalonicenses 3:16

Que el Señor de la paz les conceda la paz, siempre y en toda forma. El Señor esté con todos ustedes.

1 Corintios 14:33

Porque Dios quiere la paz y no el desorden. Como en todas las Iglesias de los santos.

Judas 1:2

Llegue a ustedes la misericordia, la paz y el amor en abundancia.

Romanos 16:20

El Dios de la paz aplastará muy pronto a Satanás, dándoles la victoria sobre él. La gracia de nuestro Señor Jesucristo esté con ustedes.

Juan 16:33

Les digo esto para que encuentren la paz en mí. En el mundo tendrán que sufrir; pero tengan valor: yo he vencido al mundo».

Isaías 26:12

Señor, tú nos aseguras la paz, porque eres tú el que realiza por nosotros todo lo que nosotros hacemos.

Romanos 14:17-18

Después de todo el Reino de Dios no es cuestión de comida o de bebida, sino de justicia, de paz y de gozo en el Espíritu Santo. El que sirve a Cristo de esta manera es agradable a Dios y goza de la aprobación de los hombres.

Santiago 3:17-18

En cambio, la sabiduría que viene de lo alto es, ante todo, pura; y además, pacífica, benévola y conciliadora; está llena de misericordia y dispuesta a hacer el bien; es imparcial y sincera. Un fruto de justicia se siembra pacíficamente para los que trabajan por la paz.

Éxodo 33:14

El Señor respondió: «Yo mismo iré contigo y te daré el descanso».

Proverbios 16:7

Cuando el Señor se complace en la conducta de un hombre, lo reconcilia hasta con sus mismos enemigos.

Isaías 48:22

Pero no hay paz para los impíos, dice el Señor.

Filipenses 4:9

Pongan en práctica lo que han aprendido y recibido, lo que han oído y visto en mí, y el Dios de la paz estará con ustedes.

Marcos 4:39

Lo despertaron y le dijeron: «¡Maestro! ¿No te importa que nos ahoguemos?». Despertándose, él increpó al viento y dijo al mar: «¡Silencio! ¡Cállate!». El viento se aplacó y sobrevino una gran calma.

Colosenses 3:15

Que la paz de Cristo reine en sus corazones: esa paz a la que han sido llamados, porque formamos un solo Cuerpo. Y vivan en la acción de gracias.

Levítico 26:6

Yo aseguraré la paz en el país y ustedes descansarán sin que nadie los perturbe: alejaré del país los animales dañinos y ninguna espada asolará la tierra.

1 Tesalonicenses 5:3

Cuando la gente afirme que hay paz y seguridad, la destrucción caerá sobre ellos repentinamente, como los dolores de parto sobre una mujer embarazada, y nadie podrá escapar.

Números 6:26

Que el Señor te descubra su rostro y te conceda la paz.

Proverbios 20:3

Es un honor para el hombre evitar las disputas, pero el necio provoca su estallido.

Lucas 1:79

Para iluminar a los que están en las tinieblas y en la sombra de la muerte, y guiar nuestros pasos por el camino de la paz».

Jeremías 29:11

Porque yo conozco muy bien los planes que tengo proyectados sobre ustedes. Son planes de prosperidad y no de desgracia, para asegurarles un porvenir y una esperanza.

Versículos de Paz Interior

Salmo 85:8

Voy a proclamar lo que dice el Señor: el Señor promete la paz, la paz para su pueblo y sus amigos, y para los que se convierten de corazón.

Isaías 12:2

Este es el Dios de mi salvación: yo tengo confianza y no temo, porque el Señor es mi fuerza y mi protección; él fue mi salvación.

Mateo 11:28-30

Vengan a mí todos los que están afligidos y agobiados, y yo los aliviaré. Carguen sobre ustedes mi yugo y aprendan de mí, porque soy paciente y humilde de corazón, y así encontrarán alivio. Porque mi yugo es suave y mi carga liviana.

Jeremías 29:7

Busquen la prosperidad del país adonde yo los he deportado, y rueguen al Señor en favor de él, porque de su prosperidad depende la prosperidad de ustedes.

Lucas 10:5

Al entrar en una casa, digan primero: «¡Que descienda la paz sobre esta casa!».

Salmo 72:7

Que en sus días florezca la justicia y abunde la paz, mientras dure la luna.

Efesios 2:14

Porque Cristo es nuestra paz; él ha unido a los dos pueblos en uno solo, derribando el muro de enemistad que los separaba.

Salmo 34:12-14

¿Quién es el hombre que ama la vida y desea gozar de días felices? Guarda tu lengua del mal, y tus labios de palabras mentirosas. Apártate del mal y practica el bien, busca la paz y sigue tras ella.

Juan 14:27

Les dejo la paz, les doy mi paz, pero no como la da el mundo. ¡No se inquieten ni teman!

Filipenses 4:6-7

No se angustien por nada, y en cualquier circunstancia, recurran a la oración y a la súplica, acompañadas de acción de gracias, para presentar sus peticiones a Dios. Entonces la paz de Dios, que supera todo lo que podemos pensar, tomará bajo su cuidado los corazones y los pensamientos de ustedes en Cristo Jesús.

Salmo 85:10

El Amor y la Verdad se encontrarán, la Justicia y la Paz se abrazarán.

Hebreos 12:11

Es verdad que toda corrección, en el momento de recibirla, es motivo de tristeza y no de alegría; pero más tarde, produce frutos de paz y de justicia en los que han sido adiestrados por ella.

Salmo 23:1-3

El Señor es mi pastor, nada me puede faltar. Él me hace descansar en verdes praderas, me conduce a las aguas tranquilas y repara mis fuerzas; me guía por el recto sendero, por amor de su Nombre.

Jeremías 33:6

Yo voy a cicatrizar su llaga y la voy a sanar; los sanaré y les descubriré tesoros de paz y seguridad.

Hebreos 12:14

Busquen la paz con todos y la santificación, porque sin ella nadie verá al Señor.

1 Tesalonicenses 5:15

Procuren que nadie devuelve mal por mal. Por el contrario, esfuércense por hacer siempre el bien entre ustedes y con todo el mundo.

Romanos 8:6

Ahora bien, los deseos de la carne conducen a la muerte, pero los deseos del espíritu conducen a la vida y a la paz.

Job 22:21-22

Llega a un acuerdo con Dios, reconcíliate, y así alcanzarás la felicidad. Recibe la instrucción de sus labios y guarda sus palabras en tu corazón.

Salmo 37:11

Pero los humildes poseerán la tierra y gozarán de una gran felicidad.

1 Pedro 5:7

Descarguen en él todas sus inquietudes, ya que él se ocupa de ustedes.

Gálatas 5:22-23

Por el contrario, el fruto del Espíritu es: amor, alegría y paz, magnanimidad, afabilidad, bondad y confianza, mansedumbre y temperancia. Frente a estas cosas, la Ley está demás.

Proverbios 3:2

Porque ellos te aportarán largos días, años de vida y prosperidad.

Salmo 122:6-7

Auguren la paz a Jerusalén: «¡Vivan seguros los que te aman! ¡Haya paz en tus muros y seguridad en tus palacios!».

Isaías 26:3

Su carácter es firme, y tú la conservas en paz. porque ella confía en ti.

Salmo 55:18

Él puso a salvo mi vida; se acercó cuando eran muy numerosos los que estaban contra mí.

Versículos de Paz y Seguridad

Romanos 14:19

Busquemos, por lo tanto, lo que contribuye a la paz y a la mutua edificación.

Daniel 10:19

Luego me dijo: «No temas, hombre predilecto. ¡La paz esté contigo! ¡Sé fuerte y valeroso!». Mientras él me hablaba, recobré las fuerzas y le dije: Que hable mi Señor, ya que me has fortalecido».

Romanos 5:1-2

Justificados, entonces, por la fe, estamos en paz con Dios, por medio de nuestro Señor Jesucristo. Por él hemos alcanzado, mediante la fe, la gracia en la que estamos afianzados, y por él nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios.

Mateo 10:34-36

No piensen que he venido a traer la paz sobre la tierra. No vine a traer la paz, sino la espada. Porque he venido a enfrentar al hijo con su padre, a la hija con su madre y a la nuera con su suegra; y así, el hombre tendrá como enemigos a los de su propia casa.

Salmo 32:7

Tú eres mi refugio, tú me libras de los peligros y me colmas con la alegría de la salvación.

Romanos 15:13

Que el Dios de la esperanza los llene de alegría y de paz en la fe, para que la esperanza sobreabunde en ustedes por obra del Espíritu Santo.

Isaías 55:12

Sí, ustedes saldrán gozosamente y serán conducidos en paz; al paso de ustedes, las montañas y las colinas prorrumpirán en gritos de alegría, y aplaudirán todos los árboles del campo.

Romanos 12:17

No devuelvan a nadie mal por mal. Procuren hacer el bien delante de todos los hombres.

Éxodo 14:14

El Señor combatirá por ustedes, sin que ustedes tengan que preocuparse por nada».

Isaías 53:5

El fue traspasado por nuestras rebeldías y triturado por nuestras iniquidades. El castigo que nos da la paz recayó sobre él y por sus heridas fuimos sanados.

Jueces 18:6

El sacerdote les respondió: «Vayan en paz, porque el viaje que han emprendido está bajo la mirada del Señor».

Isaías 32:17-18

La obra de la justicia será la paz, y el fruto de la justicia, la tranquilidad y la seguridad para siempre. Mi pueblo habitará en un lugar de paz, en moradas seguras, en descansos tranquilos.

Salmo 119:165

Los que aman tu ley gozan de una gran paz, nada los hace tropezar.

Isaías 54:13

Si alguien te ataca, no será de parte mía, el que te ataque, caerá a causa de ti.

Efesios 6:15

Calcen sus pies con el celo para propagar la Buena Noticia de la paz.

Salmo 46:10

Elimina la guerra hasta los extremos del mundo; rompe el arco, quiebra la lanza y prende fuego a los escudos.

1 Tesalonicenses 5:23

Que el Dios de la paz los santifique plenamente, para que ustedes se conserven irreprochables en todo su ser hasta la Venida de nuestro Señor Jesucristo.

Salmo 4:8

Me acuesto en paz y en seguida me duermo, porque sólo tú, Señor, aseguras mi descanso.

Romanos 12:18-21

En cuanto dependa de ustedes, traten de vivir en paz con todos. Queridos míos, no hagan justicia por sus propias manos, antes bien, den lugar a la ira de Dios. Porque está escrito: Yo castigaré. Yo daré la retribución, dice el Señor. Y en otra parte está escrito: Si tu enemigo tiene hambre, dale de comer; si tiene sed, dale de beber. Haciendo esto, amontonarás carbones encendidos sobre su cabeza. No te dejes vencer por el mal. Por el contrario, vence al mal, haciendo el bien.

2 Corintios 13:11

Por último, hermanos, alégrense, trabajen para alcanzar la perfección, anímense unos a otros, vivan en armonía y en paz. Y entonces, el Dios del amor y de la paz permanecerá con ustedes.

Isaías 9:6

Su soberanía será grande, y habrá una paz sin fin para el trono de David y para su reino; él lo establecerá y lo sostendrá por el derecho y la justicia, desde ahora y para siempre. El celo del Señor de los ejércitos hará todo esto

Proverbios 3:16-18

En su mano derecha hay larga vida, y en su izquierda, riqueza y gloria. Sus caminos son caminos deliciosos y todos sus senderos son apacibles. Es un árbol de vida para los que se aferran a ella y los que la retienen son felices.

1 Pedro 3:9-11

No devuelvan mal por mal, ni injuria por injuria: al contrario, retribuyan con bendiciones, porque ustedes mismos están llamados a heredar una bendición. “El que ama la vida y desea gozar de días felices, guarde su lengua del mal y sus labios de palabras mentirosas; apártese del mal y practique el bien; busque la paz y siga tras ella.

Romanos 12:18

En cuanto dependa de ustedes, traten de vivir en paz con todos.

2 Juan 1:2-3

A causa de la verdad que permanece en nosotros y que estará con nosotros para siempre, También estarán con nosotros la gracia, la misericordia y la paz de Dios Padre y de su Hijo Jesucristo, en la verdad y en el amor.

Isaías 52:7

¡Qué hermosos son sobre las montañas los pasos del que trae la buena noticia, del que proclama la paz, del que anuncia la felicidad, del que proclama la salvación, y dice a Sión: «¡Tu Dios reina!».

Mateo 5:9

Felices los que trabajan por la paz, porque serán llamados hijos de Dios.

Efesios 4:3

Traten de conservar la unidad del Espíritu mediante el vínculo de la paz.

Proverbios 16:32

El que tarda en enojarse vale más que un héroe, y el dueño de sí mismo, más que un conquistador.

Salmo 37:37

Observa al inocente, fíjate en el bueno; el que busca la paz tendrá una descendencia.

¿Qué te han parecido estos Versículos de Paz que aparecen en la biblia? Sabemos que en los momentos de más angustia es cuando necesitamos con mayor fervor una palabra de aliento, y confiar fielmente en que sus promesas y su palabra se hará realidad. Siempre tenemos la biblia para encontrar el camino hacia la verdad. ¿Tienes algún otro versículo bíblico de Paz para aportar a la comunidad? Deja tu mensaje en los comentarios.

¿Qué te ha parecido el artículo?

Your page rank:


Última actualización:

Autor
Índice
Artículos relacionados

Deja un comentario