▷ 45 Versículos de Justificación. Citas bíblicas para ser bendecidos por la gracia.

En este artículo te entregamos los versículos de Justificación. Textos bíblicos para entender la concesión de la gracia de Dios y lo que él pide de nosotros, guiándote de las frases de la biblia. Aprendiendo todo sobre los versos y citas que se encuentran en ella.

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Pinterest Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp

Te mostramos la lista con Versículos de Justificación de Dios. Para que sepas caminar por el sendero de la gracia de Dios y siempre esperando en él, alivio y regocijo. Inspírate con estos Versículos de Justificación para que no dejemos caer nuestros brazos y alabemos siempre a Dios.

Como seres humanos vivimos diferentes experiencias que nos hacen tener reacciones adversas, pero es importante que recordemos la palabra de Dios, su justicia y su misericordia. Con estos versículos de justificación vamos a conocer el camino para ser justos y gozar de la gracia de Dios renovada en Cristo.

Versículos de Justificación

Versículos de Justificación. Foto por @photovs a través de Twenty20.

Versículos de Justificación

Romanos 5:1

Justificados, entonces, por la fe, estamos en paz con Dios, por medio de nuestro Señor Jesucristo.

Tito 3:7

A fin de que, justificados por su gracia, seamos en esperanza herederos de la Vida eterna.

Romanos 3:28

Porque nosotros estimamos que le hombre es justificado por al fe, sin las obras de la Ley.

Gálatas 3:24

Así, la Ley nos sirvió de guía para llevarnos a Cristo, a fin de que fuéramos justificados por la fe.

1 Corintios 6:11

Algunos de ustedes fueron así, pero ahora han sido purificados, santificados y justiciados en el nombre de nuestro Señor Jesucristo y por Espíritu de nuestro Dios.

Romanos 5:9

Y ahora que estamos justificados por su sangre, con mayor razón seremos librados por él de la ira de Dios.

Filipenses 3:9

Y estar unido a él, no con mi propia justicia –la que procede de la Ley– sino con aquella que nace de la fe en Cristo, la que viene de Dios y se funda en la fe.

Gálatas 2:16-17

Pero como sabemos que el hombre no es justificado por las obras de la Ley, sino por la fe en Jesucristo, hemos creído en él, para ser justificados por la fe de Cristo y no por las obras de la Ley. Ahora bien, si al buscar nuestra justificación en Cristo, resulta que también nosotros somos pecadores, entonces Cristo está al servicio del pecado. Esto no puede ser.

Romanos 4:25

El cual fue entregado por nuestros pecados y resucitado para nuestra justificación.

Romanos 8:30

Y a los que predestinó, también los llamó; y a los que llamó, también los justificó; y a los que justificó, también los glorificó.

Gálatas 2:16

Pero como sabemos que el hombre no es justificado por las obras de la Ley, sino por la fe en Jesucristo, hemos creído en él, para ser justificados por la fe de Cristo y no por las obras de la Ley.

2 Corintios 5:21

A aquel que no conoció el pecado, Dios lo identificó con el pecado en favor nuestro, a fin de que nosotros seamos justificados por él.

Filipenses 3:10-11

Así podré conocerlo a él, conocer el poder de su resurrección y participar de sus sufrimientos, hasta hacerme semejante a él en la muerte, a fin de llegar, si es posible, a la resurrección de entre los muertos.

1 Corintios 1:30

Por él, ustedes están unidos a Cristo Jesús, que por disposición de Dios, se convirtió para nosotros en sabiduría y justicia, en santificación y redención.

1 Tesalonicenses 4:3

La voluntad de Dios es que sean santos, que se abstengan del pecado carnal.

Versículos de Justicia y fe

Romanos 4:11

Y él recibió el signo de la circuncisión, como sello de la justicia que alcanzó por medio de la fe, antes de ser circuncidado. Así llegó a ser padre de aquellos que, a pesar de no estar circuncidados, tienen la fe que les es tenida en cuenta para su justificación.

Romanos 4:5

Pero al que no hace nada, sino que cree en aquel que justifica al impío, se le tiene en cuenta la fe para su justificación.

Zacarías 3:4

El ángel tomó la palabra y dijo a los que estaban de pie delante de él: «Quítenle la ropa sucia». Luego dijo a Josué: «Yo te he sacado de encima tu iniquidad y te pondré vestiduras de fiesta».

Hebreos 10:14

Y así, mediante una sola oblación, él ha perfeccionado para siempre a los que santifica.

Gálatas 5:6

En efecto, en Cristo Jesús, ya no cuanta la circuncisión ni la incircuncisión, sino la fe que obra por medio del amor.

Romanos 7:1-2

¿Acaso ustedes ignoran, hermanos –hablo a gente que entiende de leyes– que el hombre está sujeto a la ley únicamente mientras vive? Así, una mujer casada permanece ligada por la ley a su esposo mientras él viva; pero al morir el esposo, queda desligada de la ley que la unía a él.

2 Tesalonicenses 2:13

Nosotros, por nuestra parte, siempre debemos dar gracias a Dios, a causa de ustedes, hermanos amados por el Señor. En efecto, Dios los eligió desde el principio para que alcanzaran la salvación mediante la acción santificadora del Espíritu y la fe en la verdad.

Hebreos 11:4

Por la fe, Abel ofreció a Dios un sacrificio superior al de Caín, y por eso fue reconocido como justo, como lo atestiguó el mismo Dios al aceptar sus dones. Y por esa misma fe, él continúa hablando, aún después de su muerte.

Romanos 9:30-32

¿Qué conclusión sacaremos de todo esto? Que los paganos que no buscaban la justicia, alcanzaron la justicia, la que proviene de la fe; mientras que Israel, que buscaba una ley de justicia, no llegó a cumplir esa ley. ¿Por qué razón? Porque no recurrieron a la fe sino a las obras. De este modo chocaron contra la piedra de tropiezo,

1 Corintios 1:29

Así, nadie podrá gloriarse delante de Dios.

Santiago 2:26

De la misma manera que un cuerpo sin alma está muerto, así está muerta la fe sin las obras.

Romanos 3:20-22

Porque a los ojos de Dios, nadie será justificado por las obras de la Ley, ya que la Ley se limita a hacernos conocer el pecado. Pero ahora, sin la Ley, se ha manifestado la justicia de Dios atestiguada por la Ley y los Profetas: la justicia de Dios, por la fe en Jesucristo, para todos los que creen. Porque no hay ninguna distinción:

2 Corintios 7:1

Ya que poseemos estas promesas, queridos hermanos, purifiquémonos de todo lo que mancha el cuerpo o el espíritu, llevando a término la obra de nuestra santificación en el temor de Dios.

Salmo 32:2

¡Feliz el hombre a quien el Señor no le tiene en cuenta las culpas, y en cuyo espíritu no hay doblez!

Romanos 11:6

Y si es por gracia, no es por las obras; de lo contrario, la gracia no sería gracia.

Versículos para ser justificados por Dios

2 Corintios 5:19

Porque es Dios el que estaba en Cristo, reconciliando al mundo consigo, no teniendo en cuenta los pecados de los hombres, y confiándonos la palabra de la reconciliación.

Santiago 2:20-23

¿Quieres convencerte, hombre insensato, de que la fe sin obras es estéril? ¿Acaso nuestro padre Abraham no fue justificado por las obras, cuando ofreció a su hijo Isaac sobre el altar? ¿Ves como la fe no estaba separada de las obras, y por las obras alcanzó su perfección? Así se cumplió la Escritura que dice: Abraham creyó en Dios y esto le fue tenido en cuenta para su justificación, y fue llamado amigo de Dios.

Gálatas 5:19-21

Se sabe muy bien cuáles son las obras de la carne: fornicación, impureza y libertinaje, idolatría y superstición, enemistades y peleas, rivalidades y violencias, ambiciones y discordias, sectarismos, disensiones y envidias, ebriedades y orgías, y todos los excesos de esta naturaleza. Les vuelvo a repetir que los que hacen estas cosas no poseerán el Reino de Dios.

Romanos 6:22

Ahora, en cambio, ustedes están libres del pecado y sometidos a Dios: el fruto de esto es la santidad y su resultado, la Vida eterna.

Efesios 1:13-14

En él, ustedes, los que escucharon la Palabra de al verdad, la Buena Noticia de la salvación, y creyeron en ella, también han sido marcados con un sello por el Espíritu Santo prometido. Ese Espíritu es el anticipo de nuestra herencia y prepara la redención del pueblo que Dios adquirió para sí, para alabanza de su gloria.

Santiago 2:25

¿Acaso Rahab, la prostituta, no fue justificada por las obras, cuando recibió a los mensajeros y les hizo tomar otro camino?

Filipenses 2:13

Porque Dios es el que produce en ustedes el querer y el hacer, conforme a su designio de amor.

Habacuc 2:4

El que no tiene el alma recta, sucumbirá, pero el justo vivirá por su fidelidad.

Juan 17:17

Conságralos en la verdad: tu palabra es verdad.

Romanos 6:5

Porque si nos hemos identificado con Cristo por una muerte semejante a la suya, también nos identificaremos con él en la resurrección.

1 Corintios 9:21

Y con los que no están sometidos a la Ley, yo, que no vivo al margen de la Ley de Dios –porque estoy sometido a la Ley de Cristo– me hice como uno de ellos, a fin de ganar a los que no están sometidos a la Ley.

Romanos 1:16

Yo no me avergüenzo del Evangelio, porque es el poder de Dios para la salvación de todos los que creen: de los judíos en primer lugar, y después de los que no lo son.

Efesios 2:10

Nosotros somos creación suya: fuimos creados en Cristo Jesús, a fin de realizar aquellas buenas obras, que Dios preparó de antemano para que las practicáramos.

Hebreos 2:11

Porque el que santifica y los que son santificados, tienen todos un mismo origen. Por eso, él no se avergüenza de llamarlos hermanos.

Romanos 3:30-31

Porque no hay más que un solo Dios, que justifica por medio de la fe tanto a los judíos circuncidados como a los paganos incircuncisos. Entonces, ¿por medio de la fe, anulamos la Ley? ¡Ni pensarlo! Por el contrario, la confirmamos.

¿Qué te han parecido estos Versículos de Justificación que aparecen en la biblia?. Porque sabemos que debemos ser constantes, firmes y justos, y sobre todo, esperar en Dios y en su palabra. Y gracias a ello lograr la gracia concedida por nuestro señor. ¿Tienes algún otro versículo de justificación que quieras aportar a la comunidad? Deja tu mensaje en los comentarios.

¿Qué te ha parecido el artículo?

Your page rank:


Última actualización:

Autor
Índice
Artículos relacionados

Deja un comentario