+60 Versículos de Mansedumbre. Citas bíblicas ser humildes y obedientes a Dios.

Te entregamos los mejores versículos de Mansedumbre en este artículo. Textos bíblicos para aprender la mansedumbre, guiándote de las frases de la biblia. Entendiendo todo sobre los versos y citas que se encuentran en ella.

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Pinterest Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp

Te mostramos la lista con Versículos de Mansedumbre. Para que seas humilde y atiendas el llamado de Dios. Inspírate con estos Versículos sobre la Mansedumbre para que alabemos y honremos a Dios en todo momento.

La mansedumbre se refiere a ser dóciles, amables y humildes a la palabra de Dios. Es verdad que muchas veces se nos presentan situaciones en las que no sabemos cómo actuar, sin ofender a Dios.

Versículos de Mansedumbre

Versículos de Mansedumbre. Foto por @sitthiphong a través de Twenty20.

Es por ello que te mostramos estos versículos que te ayudarán a entender lo que Dios espera de nosotros como hijos obedientes, a pensar con cabeza fría antes de actuar y no cometer errores que se pudieron evitar. Versículos que te ayudarán a controlar la ira y los sentimientos de enojo que no nos llevan a nada bueno ni agradable para nuestro padre.

Versículos de Mansedumbre

Mateo 5:5

Felices los afligidos, porque serán consolados.

Tito 3:2

Que no injurien a nadie y sean amantes de la paz, que sean benévolos y demuestren una gran humildad con todos los hombres.

Salmo 37:11

Pero los humildes poseerán la tierra y gozarán de una gran felicidad.

Salmo 25:9

Él guía a los humildes para que obren rectamente y enseña su camino a los pobres.

Mateo 11:29

Carguen sobre ustedes mi yugo y aprendan de mí, porque soy paciente y humilde de corazón, y así encontrarán alivio.

Santiago 3:13

El que se tenga por sabio y prudente, demuestre con su buena conducta que sus actos tienen la sencillez propia de la sabiduría.

Números 12:3

Ahora bien, Moisés era un hombre muy humilde, más humilde que cualquier otro hombre sobre la tierra.

1 Pedro 3:4

Sino la actitud interior del corazón, el adorno incorruptible de un espíritu dulce y sereno. Esto le vale a los ojos de Dios.

1 Pedro 3:15

Por el contrario, glorifiquen en sus corazones a Cristo, el Señor. Estén siempre dispuestos a defenderse delante de cualquiera que les pida razón de la esperanza que ustedes tienen.

Gálatas 5:22

Por el contrario, el fruto del Espíritu es: amor, alegría y paz, magnanimidad, afabilidad, bondad y confianza.

Salmo 76:9

Cuando te alzas para el juicio, oh Dios, para salvar a los humildes de la tierra.

Eclesiastés 10:4

Si el que gobierna se irrita contra ti, no te salgas de quicio, porque la sangre fría evita grandes fallas.

Mateo 23:11

Que el más grande de entre ustedes se haga servidor de los otros.

1 Pedro 3:11

Apártese del mal y practique el bien; busque la paz y siga tras ella.

1 Corintios 6:9-11

¿Ignoran que los injustos no heredarán el Reino de Dios? No se hagan ilusiones: ni los inmorales, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los pervertidos, ni los ladrones, ni los avaros, ni los bebedores, ni los difamadores, ni los usurpadores heredarán el Reino de Dios. Algunos de ustedes fueron así, pero ahora han sido purificados, santificados y justiciados en el nombre de nuestro Señor Jesucristo y por Espíritu de nuestro Dios.

Mateo 5:9

Felices los que trabajan por la paz, porque serán llamados hijos de Dios.

1 Corintios 13:4

El amor es paciente, es servicial; el amor no es envidioso, no hace alarde, no se envanece,

1 Tesalonicenses 2:7

Si bien, como Apóstoles de Cristo, teníamos el derecho de hacernos valer. Al contrario, fuimos tan condescendientes con ustedes, como una madre que alimenta y cuida a sus hijos.

Santiago 1:19

Tengan bien presente, hermanos muy queridos, que debemos estar dispuestos a escuchar y ser lentos para hablar y para enojarnos.

Colosenses 3:13

Sopórtense los unos a los otros, y perdónense mutuamente siempre que alguien tenga motivo de queja contra otro. El Señor los ha perdonado: hagan ustedes lo mismo.

Versículos sobre Mansedumbre y Humildad

Salmo 149:4

porque el Señor tiene predilección por su pueblo y corona con el triunfo a los humildes.

Filipenses 2:8

Se humilló hasta aceptar por obediencia la muerte y muerte de cruz.

Proverbios 15:18

El hombre iracundo provoca altercados, el que tarda en enojarse aplaca las disputas.

Salmo 45:4

Cíñete, guerrero, la espada a la cintura.

Proverbios 16:32

El que tarda en enojarse vale más que un héroe, y el dueño de sí mismo, más que un conquistador.

Hebreos 10:36

Ustedes necesitan constancia para cumplir la voluntad de Dios y entrar en posesión de la promesa.

1 Pedro 3:8

Pero ustedes, queridos hermanos, no deben ignorar que, delante del Señor, un día es como mil años y mil años como un día.

Eclesiastés 7:8

Más vale el fin de una cosa que su comienzo y más vale ser paciente que pretender demasiado.

2 Timoteo 2:25

Debe reprender con dulzura a los adversario, teniendo en cuenta que Dios puede concederles la conversión y llevarlos al conocimiento de la verdad,

Santiago 3:17

En cambio, la sabiduría que viene de lo alto es, ante todo, pura; y además, pacífica, benévola y conciliadora; está llena de misericordia y dispuesta a hacer el bien; es imparcial y sincera.

Juan 8:29

El que me envió está conmigo y no me ha dejado solo, porque yo hago siempre lo que le agrada».

Romanos 12:14

Bendigan a los que los persiguen, bendigan y no maldigan nunca.

Salmo 34:5-6

Busqué al Señor: él me respondió y me libró de todos mis temores. Miren hacia él y quedarán resplandecientes, y sus rostros no se avergonzarán.

Mateo 27:13-14

Pilato le dijo: «¿No oyes todo lo que declaran contra ti?». Jesús no respondió a ninguna de sus preguntas, y esto dejó muy admirado al gobernador.

2 Pedro 3:18

Crezcan en la gracia y en el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. ¡A él sea la gloria, ahora y en la eternidad!

Filipenses 2:5

Tengan los mismos sentimientos de Cristo Jesús.

Gálatas 6:1

Hermanos, si alguien es sorprendido en alguna falta, ustedes, los que están animados por el Espíritu, corríjanlo con dulzura. Piensa que también tú puedes ser tentado.

Mateo 12:19-20

No discutirá ni gritará, y nadie oirá su voz en las plazas. No quebrará la caña doblada y no apagará la mecha humeante, hasta que haga triunfar la justicia;

2 Timoteo 2:24

El que sirve al Señor no debe tomar parte en querellas. Por el contrario, tienen que ser amable con todos, apto para enseñar y paciente en las pruebas.

Isaías 29:19

Los humildes de alegrarán más y más en el Señor y los más indigentes se regocijarán en el Santo de Israel.

Versículos para ser Dóciles y tener Mansedumbre

1 Pedro 2:20-21

En efecto, ¿qué gloria habría en soportar el castigo por una falta que se ha cometido? Pero si a pesar de hacer el bien, ustedes soportan el sufrimiento, esto sí es una gracia delante de Dios. A esto han sido llamados, porque también Cristo padeció por ustedes, y les dejó un ejemplo a fin de que sigan sus huellas.

Sofonías 3:11-12

Aquel día, ya no tendrás que avergonzarte de las malas acciones con las que me has ofendido, porque yo apartaré a esos jactanciosos prepotentes que están en medio de ti, y ya no volverás a engreírte sobre mi santa Montaña. Yo dejaré en medio de ti a un pueblo pobre y humilde, que se refugiará en el nombre del Señor.

Isaías 42:1-4

Este es mi Servidor, a quien yo sostengo, mi elegido, en quien se complace mi alma. Yo he puesto mi espíritu sobre él para que lleve el derecho a las naciones. Él no gritará, no levantará la voz ni la hará resonar por las calles. No romperá la caña quebrada ni apagará la mecha que arde débilmente. Expondrá el derecho con fidelidad; no desfallecerá ni se desalentará hasta implantar el derecho en la tierra, y las costas lejanas esperarán su Ley.

2 Corintios 13:11

Por último, hermanos, alégrense, trabajen para alcanzar la perfección, anímense unos a otros, vivan en armonía y en paz. Y entonces, el Dios del amor y de la paz permanecerá con ustedes.

Mateo 16:24

Entonces Jesús dijo a sus discípulos: «El que quiera venir detrás de mí, que renuncie a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga.

Salmo 120:5-7

¡Ay de mí, que estoy desterrado en Mésec, y vivo en los campamentos de Quedar! Mucho tiempo he convivido con los que odian la paz. Cuando yo hablo de paz, ellos declaran la guerra.

2 Tesalonicenses 3:5

Que el Señor los encamine hacia el amor de Dios y les dé la perseverancia de Cristo.

Colosenses 3:12

Como elegidos de Dios, sus santos y amados, revístanse de sentimientos de profunda compasión. Practiquen la benevolencia, la humildad, la dulzura, la paciencia.

Isaías 66:2

Todo esto lo hizo mi mano y todo me pertenece –oráculo del Señor–. Aquel hacia quien vuelvo la mirada es el pobre, de espíritu acongojado, que se estremece ante mis palabras.

Santiago 4:6-10

Pero él nos da una gracia más grande todavía, según la palabra de la Escritura que dice: Dios resiste a los soberbios y da su gracia a los humildes Sométanse a Dios; resistan al demonio, y él se alejará de ustedes. Acérquense a Dios y él se acercará a ustedes. Que los pecadores purifiquen sus manos; que se santifiquen los que tienen el corazón dividido. Reconozcan su miseria con dolor y con lágrimas. Que la alegría de ustedes se transforme en llanto, y el gozo, en tristeza. Humíllense delante del Señor, y él los exaltará.

1 Samuel 10:27

Pero algunos hombres ruines dijeron: «¡Qué va a salvarnos este!». Así lo despreciaron y no le ofrecieron ningún presente.

Proverbios 25:15

Con mucha paciencia se convence a un magistrado, y la lengua suave quiebra hasta un hueso.

Lamentaciones 3:28-30

Que permanezca solitario y silencioso, cuando el Señor se lo impone. Que ponga su boca sobre el polvo: ¡tal vez haya esperanza! Que ofrezca su mejilla al que lo golpea y se sacie de oprobios.

2 Tesalonicenses 1:4

Tanto es así que, ante las Iglesias de Dios, nosotros nos sentimos orgullosos de ustedes, por la constancia y la fe con que soportan las persecuciones y contrariedades.

Romanos 12:3

En virtud de la gracia que me fue dada, le digo a cada uno de ustedes: no se estimen más de lo que conviene; pero tengan por ustedes una estima razonable, según la medida de la fe que Dios repartió a cada uno.

Proverbios 17:1

Mejor un mendrugo seco con tranquilidad que una casa llena de banquetes con discordia.

Salmo 147:6

El Señor eleva a los oprimidos y humilla a los malvados hasta el polvo.

2 Samuel 22:28

Porque tú salvas al pueblo oprimido y humillas los ojos altaneros:.

Efesios 4:2-3

Con mucha humildad, mansedumbre y paciencia, sopórtense mutuamente por amor. Traten de conservar la unidad del Espíritu mediante el vínculo de la paz.

1 Tesalonicenses 5:15

Procuren que nadie devuelve mal por mal. Por el contrario, esfuércense por hacer siempre el bien entre ustedes y con todo el mundo.

¿Qué te han parecido estos Versículos sobre la Mansedumbre que aparecen en la biblia?. Ser humildes y dóciles a la palabra de Dios, nos hará ganadores de su amor y su confianza en nosotros. ¿Tienes algún otro versículo bíblico sobre la Mansedumbre para aportar a la comunidad? Deja tu mensaje en los comentarios.

¿Qué te ha parecido el artículo?

Your page rank:


Última actualización:

Autor
Índice
Artículos relacionados

Deja un comentario